Eugenio de Santa Cruz y Espejo: “OBRAS COMPLETAS”, 4 v.

Eugenio de Santa Cruz y Espejo: “OBRAS COMPLETAS”, 4 v., Edición de Phipip L. Astuto, Casa de la Cultura Ecuatoriana Benjamín Carrión, Núcleo de Chimborazo y Matriz Quito, Quito, 2008. Siempre será de provecho la publicación de las obras de los constructores de la nacionalidad ecuatoriana, entre los cuales sin lugar a dudas se halla Eugenio Espejo. En el caso del Precursor la utilidad crece pues desde la primera edición de sus obras, iniciada por Federico González Suárez en 1912 y culminada por Jacinto Jijón y Homero Viteri en 1923, han pasado cerca de cien años. Es cierto que algunas de sus obras se han reeditado varias veces, sobre todo las “Primicias de la Cultura de Quito” y “Reflexiones acerca de las viruelas”, aunque no siempre ha habido la preocupación por parte de los editores de cotejar los diversos manuscritos coetáneos, de haberlos, o de enriquecer la edición con notas acordes a la evolución de la ciencias históricas con sus aportes al conocimiento del tiempo de Espejo y de su persona misma. Representan una luminosa excepción las ediciones de las obras señaladas debidas a la labor minuciosa de Samuel Guerra y Eduardo Estrella, respectivamente. A ellos deben unirse Aurelio Espinosa Pólit S.J. y Hernán Rodríguez Castelo, el primero por la edición de “El Nuevo Luciano de Quito” y el segundo por los prólogos a las obras de Espejo en la meritísima colección “Clásicos Ariel”.  El mismo Astuto publicó una edición de las que llama “Obras pedagógicas”  con un buen trabajo crítico. La Casa de la Cultura y los herederos de Astuto han dado oportunidad a los estudiosos y al gran público de leer el corpus espejiano de manera fácil, sin necesidad de recurrir a diversas ediciones, pues las de González Suárez y Jijón – Viteri son una rareza bibliográfica, sobre todo el último volumen. Sin embargo se impone una mirada crítica a la edición que reseño. En primer lugar se constata una falencia notable: no constan todas las obras de Espejo. La ausencia más notable es la de las “Re-flexiones acerca de las Viruelas”, que solo se puede atribuir a un despiste secretarial o administrativo, debido tal vez a la urgencia de editarlos volúmenes, pues se trata de una obra muy conocida y estudiada. Otras ausencias, no justificables pero más entendibles, son las de dos sermones, el “Moral”, publicado por Carlos Paladines, y el “de Do-lores”, publicado por un servidor. Faltan también tres “Representaciones” al Rey, dadas a conocer por Jorge Villalba SJ. en su obra acerca de las prisiones de Espejo. Las obras completas de Espejo quedan así incompletas. Es de desear que la aparición del V tomo, no solo incluya las “Reflexiones” sino también los mencionados sermones, poco conocidos pero fundamentales para conocer el pensamiento cabal del Precursor. También habría sido un adelanto para la historiografía ecuatoriana el que se enriqueciera la nueva edición de las obras de Espejo connotas aclaratorias a los textos, como sí se hace con “El Nuevo Luciano”, “La Ciencias Blancardina” y  “Marco Porcio Catón”. Una grave laguna en nuestros estudios consiste en la publicación de obras ya conocidas pero sin notas tendientes a ayudar al lector a ponerlas en su justo ambiente y a entender las palabras, giros. Conceptos, instituciones, etc., que ya no le son familiares. Por otra parte, para la edición de la crucial obra conocida como “Defensa de los Curas de Riobamba” se pudo dejar de lado la versión llena de errores publicada por Jijón y Viteri en 1923 y recurrir al texto auténtico editado por un servidor en 1997 gracias al apoyo del Dr. Jorge Salvador Lara, Director del Archivo Metropolitano de Historia, y enriquecida con nutridas notas en las cuales también colaboró Carlos Paladines.  Cabe señalar que esta edición pasó desapercibida para los historiadores ecuatorianos. La publicación de las obras completas de Espejo constituye un positivo aporte a la cultura nacional, sobre todo en la coyuntura del Bicentenario de la Primera Junta Soberana, cuyos promotores recibieron del Precursor las primeras inquietudes acerca de la libertad. Sin embargo pudo haberse mejorado por las razones señaladas.

Carlos Freile

Tomado de Recensiones

  Compartir